Páginas vistas en total

martes, 5 de abril de 2011

¿Qué dice la Biblia sobre los horoscopos?

Esta palabra viene del griego y quiere decir "el que observa la hora". Intenta adivinar el futuro de nuestras vidas segun el día en que nacimos y toda aquella relación que podamos tener con los cuerpos celestes.


La gran mayoría de las predicciones del horóscopo causan un quebranto de corazón en aquellas que las siguen; la Palabra de Dios dice: "Hay caminos que al hombre le perecen derechos, pero su fin es camino de muerte" (Prov. 14:12).


Estas predicciones falsas sólo alimentan falsas esperanzas. Los astrólogos hablan visión de su propio corazón y endulzan sus labios para decir cosas inciertas que no conducen a provecho alguno. La Biblia enseña que el camino de tales profetas será "como resbaladero de oscuridad y el fin de ellos será fatal y permanecen bajo el juicio".

Es una doctrina de desesperación y sin sentido que cada día aleja al hombre más de Dios. Cada persona en este mundo es responsable de su existencia. Cualquier negativa en la vida del ser humano es porque éste trazó su propio camino y no levantó los ojos a Dios.

La Biblia no tiene como objetivo enseñar la astrología; habla del sol, la luna, y las estrellas en el lenguaje familiar del género humano de todos los tiempos. La Biblia muestra en una de las reformas del Rey Josías que él aborrece el zodiáco; la historia bíblica dice así: "quitó asimismo a los que quemaban incienso a Baal, el sol, la luna y los signos del zodiáco y a todas las huestes del cielo" (2 Reyes 23:5)

Consultar el horóscopo no es imprescindible para nuestras vidas, así lo demuestra el apóstol Pablo en la poderosa Biblia cuando dice en el libro de los Hechos que navegando hacia hacia Roma " no apareciendo ni sol, ni estrellas por muchos días, se mostró confiado porque el Angel del Señor estaba con él."

La biblia tiene todas las respuestas, inquietudes e interrogantes que tú tengas sobre el futuro. El misterio que tú demandas, ni sabios, ni astrólogos, ni magos, ni adivinos lo pueden revelar, pero hay un Dios en los cielos que revela los misterios (Daniel 2:27-28).

Si podemos tener la dirección de Dios y su Palabra en nuestras vidas, ¿qué otra cosa podemos necesitar? Dios nos emplaza a que andemos detrás de El, a temerle y a guardar sus mandamientos, y a escuchar su voz que es su Palabra. No debemos hacer caso ni siquiera a un ángel del cielo que nos anuncie algo fuera de lo que está escrito en la Biblia.

Amigo, ¿quiéres tú asegurar tu futuro?

Acepta hoy a Jesucristo como tu Salvador personal y él te dará la seguridad que necesitas en tu vida. La Biblia dice: "…he aquí yo estoy con vostros hasta el fin del mundo." (Mateo 28:20). Acéptalo hoy. Dios te bendiga.

" Señor, reconozco que soy pecador y no he puesto mi confianza en tí. Perdona mis pecados e inscribe mi nombre en el Libro de la Vida. Amén."


¿Qué dice la Biblia sobre el horóscopo y los signos del Zodíaco?

-Jorge L. Trujillo

La práctica de la astrología es muy antigua y la Biblia tiene mucho que decir en contra del uso de las estrellas para dirigir los asuntos de la vida. En el libro de Job, el más antiguo de la Biblia, encontramos una referencia a una de las constelaciones astrales, las cuales Dios declara a Job que fueron creadas por El y las llama por nombre: Job 9:9

Él hizo la Osa y el Orión, las Pléyadesy los más remotos lugares del sur.


Job 26:13


Su espíritu adorna los cielos; su mano traspasó a la serpiente tortuosa


Job 38:31-32


¿Podrás tú anudarlos lazos de las Pléyades? ¿Desatarás las ligaduras de Orión?¿Sacarás tú a su tiempo las constelaciones de los cielos, o guiarás a la Osa Mayor con sus hijos?


Salmos 147:4


Él cuenta el número de las estrellas; a todas ellas llama por sus nombres.


Amós 5:8

Buscad al que hace las Pléyades y el Orión, vuelve las tinieblas en mañana y hace oscurecer el día como noche; el que llama a las aguas del mar y las derrama sobre la faz de la tierra: Jehová es su nombre. Aunque el estudio de los cielos, las estrellas y los planetas conocido como la 'astronomía' no es pecaminoso, la práctica de consultar las lumbreras celestiales para tomar decisiones terrenales, la 'astrología', es clasificada como idolatría. Cuando Dios le dio la tierra de Canaán a Israel para que moraran en ella. Dios habló a Moisés y le dijo que cuando se le apareció no fue en forma de ninguna cosa creada, ni animal, ni el sol ni la luna, ni las estrellas para que no se inclinara y les adorara:


Deuteronomio 4:19


No sea que alzando tus ojos al cielo, y viendo el sol y la luna y las estrellas, y todo el ejército del cielo, seas incitado, y te inclines a ellos, y les sirvas; porque Jehová tu Dios los ha concedido a todos los pueblos debajo de todos los cielos. Las naciones paganas que practicaban tales cosas influenciaron al pueblo de Israel para que se apartara del camino correcto y se dedicara no solamente a servir a dioses paganos sino también a consultar las constelaciones de estrellas para guiarse por ellas:


2 Reyes 23:4-5


Entonces mandó el rey [Josías] al sumo sacerdote Hilcías, y a los sacerdotes de segundo orden, y a los guardianes de la puerta, que sacasen del templo de Jehová todos los vasos que habían sido hechos para Baal, para Asera, y para todo el ejército del cielo; y los quemó fuera de Jerusalén en el campo de Cedrón, e hizo llevar las cenizas de ellos a Betel. 5 Y quitó a los sacerdotes idólatras que habían puesto los reyes de Judá para que quemasen incienso en los lugares altos en las ciudades de Judá, y en los alrededores de Jerusalén; y asimismo a los que quemaban incienso a Baal, al sol y a la luna, y a los signos del zodíaco, y a todo el ejército de los cielos. El ejército de los cielos a veces se refiere a los ángeles pero se refiere a los seres celestiales, los planetas, el sol, la luna y las estrellas:

Génesis 2:1

Y fueron acabados los cielos y la tierra, y todo el ejército de ellos. A este ‘ejército de los cielos’ siguieron los Israelitas en desobediencia a Dios y por su desobediencia fueron echados de la tierra y esparcidos viniendo a ser esclavos en tierras extrañas:

Jeremías 8:2

y los esparcirán al sol y a la luna y a todo el ejército del cielo, a quienes amaron y a quienes sirvieron, y en pos de quienes anduvieron, a quienes consultaron, y a quienes adoraron. No serán recogidos, ni enterrados; serán como estiércol sobre la faz de la tierra. El interés de las personas en consultar las estrellas y la posición de los planetas es para saber la suerte que les acarrea en el futuro. Por lo general la gente se preocupa por las cosas que han de suceder y quiere saber de antemano que va a pasar. Este interés por querer conocer el porvenir no debe existir en aquellos que conocen a Dios porque ellos saben que el futuro está en las manos de Dios. Jesús dijo:

Mateo 6:31

Por tanto, no os afanéis, diciendo: ¿Qué comeremos, o qué beberemos, o qué vestiremos? En conclusión, tal como en el tiempo antiguo, ahora también Dios condena tales prácticas como una forma de adoración equivocada y contraria a su corazón. Aunque a menudo la gente que habla del horóscopo y las estrellas habla de Dios y hasta de Jesucristo, la Biblia señala que tales prácticas son producto de una mente y un corazón corrompido por la maldad y desviado de Dios: “…cambiaron la verdad de Dios por la mentira, adorando y sirviendo a las criaturas antes que al Creador, el cual es bendito por siempre. Amén.” (Romanos 1: 25) y la Biblia dice que los que practican la astrología serán quemados con fuego:

Isaías 47:13-14

Te has fatigado en tus muchos consejos. Comparezcan ahora y te defiendan los contempladores de los cielos, los que observan las estrellas, los que cuentan los meses, para pronosticar lo que vendrá sobre ti. 14 He aquí que serán como el tamo;

el fuego los quemará, no salvarán sus vidas del poder de la llama; no quedará brasa para calentarse ni lumbre a la que arrimarse.

Fuentes: http://www.pueblos.org/main/laverdad.htm http://www.vidaeterna.org/esp/preguntas/zodiaco.htm

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada